Brandon McNulty, la “navaja suiza” del UAE Team Emirates

Si una cosa ha tenido Brandon McNulty con el UAE Team Emirates es que no ha desestimado un día sin dar rendimiento, en mayor o menor medida, pero rendimiento. Desde el minuto cero de su estreno con el equipo, este metro ochenta venido de Arizona ha sido uno de los hombres fuertes en el equipo.

Confinado en Phoenix, hace un año, McNulty hacía cuentas de su campaña interrumpida por la pandemia. “Me tocó parar y volver a casa -recuerda-. Fue sencillo estar en casa y entrenar lo que te marcaban, poco más. Lo más extraño fue el paso de los días sin saber cuándo íbamos a competir de nuevo”.

Casi podio en San Juan y entre los mejores de la Vuelta a Andalucía, Matxin y compañía veían con buenos ojos la calidad de su adquisición. Luego probó el Giro de Italia, y estuvo delante bastantes días, especialmente aquellos contra el reloj, la modalidad en la que nada con la corriente a su favor, en vísperas de jugarse la vida en la montaña.

Su perfil, alto yangulado encaja perfectamente con las hechuras del ciclista actual. Él en cierto modo estaba predestinado a ser corredor: “Empecé por mi padre. Él fue un importante ciclista amateur en Arizona y desde joven vi bicicletas en casa”. Su gran salto se produjo hace menos de dos años, cuando pasó del Rally, equipo de órbita americana, al UAE Team Emirates.

Brandon McNulty, Equipo UAE Team Emirates ropa GOBIK

Podio en la crono mundial sub23 de Yorkshire, cuatro años después de otro tercero en la crono júnior de 2015. Dos podios que enmarcan su título sub23 firmado en Qatar, año 2016, por delante del que ahora es su compañero de equipo, Mikkel Berg. “Esos resultados me pusieron en el radar y Matxin me contactó” afirma.

Un ciclista aún en formación

Pero no perdamos el norte, hablamos de un ciclista aún joven, muy joven, incluso en el contexto actual de prodigios casi de cuna. Brandon McNulty celebró su vigésimo tercer cumpleaños hace unas semanas como corredor del UAE Team Emirates.

“Sigo mi evolución, poco a poco. Me gustan las cronos y mejoro en montaña. Me gustaría decir que soy algo más que un ciclista para ganar etapas” afirma en la típica ambición de un profesional que quiere saber cuál es su techo en la sempiterna lucha por ganar, un día, una gran vuelta. 

Mientras disfruta del buen arranque de campaña que ha tenido: “Creo que ha sido un arranque sólido con algunos buenos resultados. Mi principal objetivo es la segunda parte del año, con mi debut en el Tour de Francia. Habrán otros objetivos, pero ninguno como éste”.

En el Tour formará parte del un equipo histórico para el UAE Team Emirates, pues Brandon McNulty se integrará entre los siete ciclistas que defenderán el dorsal número uno de Tadej Pogačar.

Sobre su compañero y líder admite que “me gusta mucho competir con él. Es un buen compañero, siempre está relajado y eso nos lo transmite. Nos conocemos desde la época de sub23, entonces éramos rivales, hoy trabajamos juntos. Quiero seguir mucho tiempo con él”.

Brandon McNulty, Equipo UAE Team Emirates paraviento guaba GOBIK

A ambos les vimos juntos en una Itzulia, Vuelta al País Vasco, sencillamente memorable, en la que tuvo la suerte de hasta ser líder. Una carrera en la que, además, Gobik vestía a los líderes: “Me gusta la ropa de Gobik. Es cómoda, versátil y ligera. Tienes que pensar que pasamos muchas horas con esta ropa, que sea buena es un plus”.

Brandon McNulty, como los aficionados, como el propio UAE Team Emirates, guarda muy buen recuerdo de Euskadi: “Fue bonito. Era la primera vez que vestía el liderato en una carrera del World Tour. Significó un gran paso en mi carrera”. De aquella carrera permanece la jornada final: “Fue un día terrible, muy duro, pero luché hasta el final, sin reproches”.

Gobik y el UAE Team Emirates, Brandon McNulty Maillot Especial GOBIK

Por El Cuaderno de JoanSeguidor

Fotos BettiniPhoto / Fizza Photo